Versión Móvil
Versión PC
Versión Móvil
Versión PC
 
 
Home Page
Hoteleria
Feriados
Promos
Mascotas
Turismo Accesible
Transporte
Contacto

TUCUMÁN
 
   

 
  Distancia desde San M. de Tucumán
~25kms
  Acceso desde San M. de Tucumán
RN9 - RP347
 
HOTELERÍA
 

 
Consulta Rápida
 
Dique El Cadillal - Tucumán
 

• Dique El Cadillal | Tucumán •

      Ubicado a 26km de la Capital tucumana,
también conocido como Dique Celestino Gelsi ,
posee un embalse cuya dimensión aproximada de 45km²

Continuando nuestro trayecto por la RP340 y luego de visitar Tapia, arribaremos al tan conocido Dique El Cadillal.


 
 
  Dique El Cadillal
   
 

Los paisajes son soberbios, podemos observar los primeros atisbos de la selva tucumana, con la abundancia de sus especies, con su vegetación en pisos o estratos.
El espejo de agua es utilizado para la obtención de energía hidroeléctrica y se ha transformado en uno de los lugares favoritos de los tucumanos para los deportes náuticos. Opciones de camping, merenderos y áreas gastronómicas.


Ubicado a sólo 25 minutos de San Miguel de Tucumán, podrán de disfrutar la naturaleza más pura en las cercanías de la ciudad capital. Ideal para los amantes del turismo aventura y actividades deportivas extremas (canoying, kayak, mountain bike, windsurf, kitesurf).
Quienes deseen recorrer el Dique podrán conocerlo abordo del Catamarán y podrán visitar el Anfiteatro estilo Teatro Griego y el Museo Arqueológico El Cadillal (MAC).

   
  Reserva Natural Aguas Chiquitas
   
 

A tan solo 3km del Dique podremos disfrutar de una reserva relativamente nueva, creada en el año 1982 y que contiene 740 has. de los últimos vestigios del Bosque de Transición, un ecosistema casi extinto.
La Reserva se caracteriza por la cascada de 40 metros que culmina en un inmenso piletón, ideal para refrescarse los días de verano.

   
  Viaducto El Saladillo
   
 

Volviendo del Dique, por la RN9 y luego del desvio, se puede acceder a uno de los puntos turísticos más interesantes de visitar en la provincia y, por qué no, en el país. Una obra de ingienería de 30 metros de altura, 308 metros de longitud y compuesto por 25 arcadas que orignan un viaducto único en el Continente Americano.

Diseñado en hormigón, más de 5 millones de ladrillos y una estructura de hierro sin igual que le da fuerza en cada base, el viaducto se inauguró en el año 1883 y dejó de funcionar en 1927.

Hoy, si bien es un lugar turístico sin igual, el paso del tiempo han hecho de este coloso de la ingeniería una estructura antigua y abandonada, pero igualmente digna de visitar.

   



 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

 
Subir